Todo sobre acústica y aislamiento aplicado a la arquitectura y la construcción: los mejores tips para tu obra.

Aislamiento acústico: 

«Son todas aquellas medidas que reducen la transmisión acústica desde un foco emisor hasta el receptor, aunque no siempre es posible evitarla por completo. Si la fuente sonora y el receptor están en la misma sala, la reducción se produce por absorción acústica; si están en salas diferentes, ocurre sobre todo por aislamiento acústico» (Neufert, Arte de proyectar en arquitectura)

[Si quieres leer el artículo detallado y técnico, puedes descargar el archivo aquí y buscar la página 130]

Este es un tema un poco técnico, así que vamos a comentarlo de manera superficial sin entrar en detalles aburridos ni hablar de teatros, auditorios ni salas de concierto, nos vamos a enfocar en los temas relevantes en las viviendas.

La acústica en una casa se compone de dos grupos, de lo que pasa al interior y lo que pasa al exterior.

Esta imagen muestra la propagación del sonido entre dos espacios: por entre la placa, por entre los muros, por las canalizaciones propias de cada muro, y por el piso. El sonido, si no es aislado, penetra la mampostería y traspasa la habitación.

La acústica en una casa se compone de dos grupos, de lo que pasa al interior y lo que pasa al exterior.

  • Si necesitamos controlar lo que pasa al interior, por ejemplo evitar una reverberación muy importante en un gran espacio, vamos a utilizar elementos absorbentes, como mobiliario o texturas sobre todo tipo de superficie, piso, paredes y techo, que puedan cortar ese efecto de “eco” desagradable.

Todos los materiales utilizados para hacer una vivienda y todo lo que en ella habita, mobiliario y texturas como alfombras y cortinas, influyen en la percepción acústica de cada espacio.

Entre más duro y liso sea el material, más fácilmente hará que las ondas de sonido reboten. Al contrario, entre más acolchado y poroso sea un material, más absorbente será.

Ejemplo de Espuma Acústica utilizada en las paredes de estudios de música. Funciona como absorbente para evitar la reverberación.

 

Ejemplo de panel acústico instalado en muro divisorio.

 

Esta es una explicación muy rápida de la reverberación, ya que al tipo de material o textura manejada hay que sumarle la forma, los ángulos que tiene con respecto a la fuente del sonido, las protuberancias o cavidades, pero ya estamos entrando en la parte técnica del asunto.

La acústica es una noción de confort, y para calcular los emisores y los aislamientos o absorbentes, es preciso utilizar medidores de decibeles.

 

Aislar el interior: si tenemos un hijo baterista, por ejemplo, es conveniente crear un aislamiento acústico apropiado para no enloquecer o incomodar a los vecinos. Lo mejor es crear un cascarón aislante dentro de la habitación, tal como lo hacen los estudios de sonido o las discotecas en zonas residenciales.

 

El sonido no sólo se transmite por el aire, también por lo sólido, es decir, por los muros y los pisos. El bombo de la batería (el que se golpe con el pedal) transmite los bajos por el aire de la habitación pero también la vibración por el suelo al estar en contacto directo con él. Aislar bien una habitación de un baterista exige la instalación de elementos en las paredes, en el techo y también en el suelo.

Si hablamos de exceso de ruido del exterior, por ejemplo una vivienda sobre una calle muy transitada en la ciudad, debemos implementar elementos que trabajen como una barrera.

Esta imagen muestra las prestaciones térmicas y acústicas. Se compone de un marco con cámaras y doble vidrio. No sólo repele el frío o el calor del exterior, sino que conserva la temperatura climatizada del interior. Al mismo tiempo, el doble vidrio crea una buena protección contra los sonidos exteriores.

Imagen de una ventana termo-acústica cortada para ver su interior y composición. El marco puede ser en PVC o Aluminio. El aislamiento se obtiene por la secuencia de «cámaras» de aire que componen el marco. El doble vidrio también crea una «cámara» que aisla tanto el sonido como la temperatura. Existen también en madera pero son macizas.

 

La manera más efectiva de aislarse del ruido exterior de la calle es instalar una ventanería termo-acústica. Los marcos, en PVC y Aluminio, tienen recámaras internas que actúan como aislante, y el vidrio, doble o triple con cámaras de aire entre ellos, reducen considerablemente la cantidad de decibeles que logran penetrar a la vivienda. Los marcos de las ventanas termo-acústicas en madera son generalmente en madera maciza porque el material es de por sí un excelente aislante acústico y térmico.

 

Aunque también se suele instalar una capa de protección acústica a las paredes exteriores de los edificios de oficinas por ejemplo, lo que más se usa es el reforzamiento de la ventanería en las viviendas, que es punto débil tanto térmico como acústico.


Sonido: hablemos de los teatros en casa, o de un sonido profesional en la sala. Para esto podemos asesorarnos con el distribuidor de la marca o con el arquitecto.

 

Si Ud. es un apasionado de la música y de ver películas en casa es posible que desee un sonido óptimo, asociado a la imagen en caso de TV o proyector. Hoy día existen muchas marcas especializadas en el tema, todo depende del presupuesto. Si bien es cierto que estos equipos vienen con manuales de instalación y sugerencias de ubicación con respecto al sofá u otros muebles, es precisa la intervención de un arquitecto.

En el momento que hablamos de equipos especiales, proyectores, pantallas enrollables, televisores grandes y parlantes camuflados o específicamente ubicados, es muy factible que deba hacer una pequeña remodelación de su salón o cuarto dedicado a la TV.

Aquí etran en juego varias nociones:

Diseño de mobiliario fijo para el amplificador, los decodificadores, el equipo de sonido, etc. Quien dice diseño, dice arquitecto, pues hay que pensar en la fabricación del mueble, en la ventilación de los equipos, en el cableado externo, el interno por entre los muros, el que va hacia los parlantes, etc.

Diseño del espacio apropiado, creación o supresión de muros, manejo de la luz natural o artificial, instalación de aislamientos acústicos, puertas acústicas, cambio del piso o implementación de mobiliario acústico especial tipo paneles.

 

CONCLUSIONES

NO compre corcho o panales de huevo para aislar el cuarto de su hijo baterista. Primero, le resultará muy costoso el corcho, y segundo, los paneles de huevo son muy feos. De nada sirve aislar las paredes y el techo si no aísla el suelo (en el caso de tener un vecino abajo).

Lo que NO debe hacer:

NO reemplace su ventanería por ventanas en PVC sin consultar un arquitecto si quiere protegerse del ruido de la calle. Es cierto que la ventanería en PVC es más barata, pero dura menos.

El plástico, aunque más económico que el aluminio en ventanería, se degrada rápido a la intemperie, sobre todo si está expuesto al sol, haciendo que sus ventanas pierdan sus propiedades mecánicas, y empiecen a abrir y cerrar con dificultad. El aluminio es indeformable y resiste mejor el clima y el paso del tiempo.

 

Lo que debe Retener:

Si vive al borde una avenida debe estar desesperado por el ruido vehicular, sobre todo en ciudades como Bogotá donde el klaxon, bocina, pitos y sirenas son usados a discreción por cuanto bus, taxi, ambulancia y camioneta de guarda-espaldas circula en su calle.

Ud. pensará que cambiar la ventanería de su apartamento o casa es un trabajo dispendioso que requiere demolición, obras civil, resanes, pintura y mucho más.

Hay una manera económica de mejorar la protección acústica sin tener que cambiar sus ventanas completamente.

Es lo que llamamos un secreto profesional que estoy dispuesto a compartir si le interesa.

Mi consejo:

Contrate un arquitecto, siempre, o pídale un consejo, por lo menos.


Recuerda que puedes encontrar otros artículos para completar la información aquí en el Blog.

Soy Santiago B. Jaramillo.

Cualquier duda que tengas, puedes contactarme al 316 536 1000 o escribirme a: info@remodelar.tips